LA IMPORTANCIA DE COMER PESCADO

Atún rojo, lucio y pez espada

Se recomienda consumirlos con prudencia. Estos peces suelen presentar altos índices de mercurio.

El Ministerio de Sanidad, a través de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aesan) ha anunciado recientemente que recomienda que los niños menores de 10 años, las mujeres embarazadas y las que estén pensando en estarlo o aquellas que se encuentren en periodo de lactancia, eviten el consumo de ciertas variedades de pescado, como pueden ser el pez espada, el tiburón (cazón, marrajo, mielgas, pintarroja y tintorera), el atún rojo y el lucio.

El motivo es que estos pescados tienen altas concentraciones de mercurio debido a que son animales grandes que comen a otros más pequeños y a que, en el caso de los azules, este metal se adhiere especialmente bien a la grasa del animal.

No hay que dejar de comer pescado

Además, según la Aesan, los españoles somos los europeos con más mercurio en nuestro organismo, pero no por ello, debemos eliminar el pescado de nuestra dieta, sino, consumirlo con prudencia. Por ejemplo, en niños de 10 a 14 años, se recomiendan de 3 a 4 raciones por semana de especies con bajo y medio contenido, como el abadejo, la anchoa o boquerón, el bacalao, el calamar, la dorada, la gamba, el jurel, el lenguado, la lubina, la merluza o pescadilla, el pulpo, la sardina y la trucha.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *